Entradas

CONDUCTAS QUE PUEDEN MATAR EL LIDERAZGO

¿Cómo líder eres capaz de matar el liderazgo?

En este artículo el tema central son aquellas conductas que asumes y que por lo tanto, son capaces de matar el liderazgo. Es decir, pierdes el rumbo de tu equipo y del trabajo, el mando te queda grande porque perdiste el control total de la situación.

Los líderes en la actualidad se enfocan en mejorar, desarrollarse y evitar aquello que pueda generar conflicto. Así, podrán mantener un nivel alto en todos los factores que promueven un buen liderazgo.

Ahora es el momento que pienses en cuáles de los siguientes errores cometes que te llevarán al fracaso. Todavía tienes tiempo de corregir.

Errores frecuentes en tu liderazgo

1.- No reconoces las fortalezas del equipo

Uno de los errores más frecuentes, tal vez por la falta de tiempo, es no tomarte aunque sea un minuto para aplaudir el talento y la fortaleza de la gente. Es normal que a cualquier persona le encante demostrar su talento y que el líder lo reconozca.

Cuando se vuelve un mal hábito no valorar a cada miembro de tu equipo y sacar su mayor potencial, el desánimo va creciendo. Un equipo descontento produce que los objetivos se pierdan en el tiempo y los resultados se han difíciles de alcanzar.

Matar el liderazgo

2.- Matar el liderazgo a través de la información

Si eres del tipo de líderes que para mantener el control y el poder hay que acumular información, además de restringirla siendo de interés para el equipo, cometes un gran error. Mientras más transparente seas mejor.

Un ejemplo claro, es cuando estableces desde el primer momento las normas de trabajo. Cada miembro del equipo de forma transparente debe conocer qué pasa si rompe esa norma.

Al ocultar información que tiene un valor importante para tu equipo, ya que puede afectarlo o beneficiarlo, se rompe la confianza. Cuando esta situación sucede en el clima laboral se vive un ambiente incómodo y todos comienzan a ocultar datos también.

El líder tiene que generar un ambiente de tranquilidad y confianza para que circule la información normalmente. De la misma manera, este liderazgo debe participar para que sea como un filtro y llegue los datos correctos, con la finalidad de obtener los resultados esperados.

3.- Gestiones para matar el liderazgo

Como líder puedes realizar varias actividades para tratar de mantener un ambiente armónico de forma incorrecta. Un ejemplo más concreto es:

Al realizar el proceso de selección del personal, desde ese primer momento no formulas las preguntas correctas para saber si se adaptará o no a la cultura empresarial. Por esta razón, el actual ingreso le cuesta adaptarse por desconocimiento y porque el líder no trabajó en su proceso de incorporación.

Es difícil que un nuevo integrante se adapte a una cultura de trabajo totalmente distinta a él, especialmente, cuando no está acostumbrado a lidiar con las normativas u otras circunstancias.

4.- Poca inteligencia emocional

Un líder que es incapaz de controlar sus emociones no podrá gerenciar a su equipo. La falta de autoconocimiento de quién eres como persona colabora a matar el liderazgo. Al dirigir conoces cuáles son tus puntos fuertes y débiles. Además, sabes qué actividades ejerces de forma excelente y en cuáles necesitas ayuda.

Un verdadero líder se conoce a sí mismo y por lo tanto, a los demás también. Igualmente, tiene que ser empático, un buen comunicador, respetuoso y extender los canales correctos para ganar la confianza. Todo esto forma parte de las características precisas de una persona que posee inteligencia emocional.

Si eres el tipo de persona que quiere tener la razón en todo y no dejas que otros participen con sus opiniones, cometes un grave error. En poco tiempo el equipo se desmotivará y la confianza estará por el suelo. Obviamente, cada integrante se desprende de la filosofía organizacional y dejan de compartir esos valores laborales.

5.- El tiempo que le ofreces al equipo

Así como planificas reuniones con todo el equipo, debes hacerlo con cada uno. Entonces, también toma en cuenta que necesitas tiempo para escuchar a todos sus miembros.

6.- Controlar los nervios

Otra manera de matar el liderazgo es no dominar los nervios especialmente en los momentos de tensión. Cuando se presenta las dificultades y te llenas de temor, lamentablemente pierdes la autoridad para dirigir.

7.- Rodearse exclusivamente de aduladores

Si te gusta nada más codearte de aduladores, te dedicas a escucharlos y evitas las críticas, cometes otro grave error. Este factor te llevará al fracaso como líder y a no lograr los resultados esperados.

La idea es que aceptes cuando te equivoques y tengas la capacidad de corregir lo más pronto posible.

8.- La insatisfacción personal

Cuando estás insatisfecho esto te puede llevar a la frustración. A veces pasa que el líder es insaciable, quiere ir más allá de las metas establecidas. Entonces, en el caso de que alcanzó el objetivo común, pero no traspasó aquella meta, tiende a no festejar ese logro.

Esta situación anterior genera en el equipo frustración también y por ende, un bajo nivel en sus actividades. El equipo necesita apoyo, reconocimiento y que lo animen al logro de los objetivos.

9.- No asumir las culpas

En el momento que no decides asumir tus equivocaciones y culpas a otros, sueles matar el liderazgo poco a poco. Tu equipo no te respetará y te dará la espalda en el momento que lo necesites.

Estos son algunos ejemplos claros de características que logran matar el liderazgo de una empresa. Por esta razón, si deseas mejorar como líder toma estos consejos y acude a las sesiones de coaching de El Trampolín para que superes tus propias expectativas empresariales.

, ,

CONSTRUCCIÓN DE EQUIPOS EN EL TRABAJO FORTALECE LA UNIÓN

La Construcción de equipos incentiva el compromiso con la organización

La construcción de equipos o team building es una herramienta que permite consolidar las relaciones interpersonales en base a ciertas actividades. Cuando los miembros de cualquier equipo están divididos y su relación se desenvuelve en conflictos, afecta la productividad empresarial.

Las diferentes actividades en forma de juego que se realizan en el coaching con esta herramienta tienen como objetivo la integración. Esto permite que todos los miembros del equipo se enfoquen en una tarea en común aunque estén bajo presión. 

Al referirnos a la vida y al trabajo, notamos que no podemos estar en el papel de espectadores nada más. Hay que ser participantes para poder triunfar, mejor si lo hacemos entre varios. No podemos dejar a un lado a la sociedad, somos seres que necesitamos relacionarnos con los demás. El éxito se alcanza con esfuerzo y con aquellas personas que de alguna u otra manera nos ayudan a lograrlo.

Las empresas obtienen mejores resultados cuando todo su equipo de trabajo está enfocado en un objetivo. La motivación y la comunicación son fundamentales, un ejemplo son los All Blacks, juntos alcanzaron muchas victorias en el rugby.

Team building o team building

Construcción de equipos en el rugby

La selección de Nueva Zelanda denominada All Blacks lleva un 80% de victorias en los últimos 100 años. Estas victorias permiten que se mantenga en primer lugar del ranking internacional del rugby. Ningún equipo alcanzó tales hazañas tanto en este deporte como en los demás.

¿Cuál es el secreto de los All Blacks?

No todo fue color de rosas para esta selección, también presentó sus dificultades internas que tuvieron sus consecuencias en el juego. Entre 2003 y 2004 el equipo comienza a dividirse, reinaba la anarquía y esto arrojó resultados negativos.

Para que este equipo retomara su rumbo deportivo, Graham Henry, reformó a la sección de Nueva Zelanda por completo. El secreto fue crear una cultura organizacional para compartir conceptos, ideologías y valores.

Al igual que en un equipo de rugby se tiene que crear en cualquier proyecto una filosofía de trabajo. Para permanecer en el mercado, una empresa trabaja desde el modo de hacer la actividad hasta la compra del cliente.

Construcción de equipos para impulsar valores              

La selección de Nueva Zelanda, considera que la humildad es el valor más esencial que cualquier ser humano puede tener. La humildad conlleva al éxito de quienes tienen los pies en la tierra. Por ejemplo, algunos jugadores suelen limpiar y ordenar el vestuario después del juego. Esto nos demuestra que el individuo es capaz de ser ordenado y  puede hacer otra actividad fuera del rugby, sin que se sienta menos por ello.

Ser humilde también realza otros valores como la disciplina y el orden. Eres persona tanto en la cancha como fuera de ella. Los All Backs a través de su danza tradicional del pueblo MAORI incentivaban estos valores, además de la unión e integración del grupo.

Para trabajar en equipo, la humildad es primordial. Reconocer nuestros errores y corregir ante el grupo, nos hará menos perfectos, pero más sabios y accesibles. Compartir el conocimiento o aprender, ayudará a incentivar la productividad.

Liderazgo en la construcción de equipos

El liderazgo tiene que adaptarse a la cultura y objetivos empresariales. En la construcción de equipos el liderazgo tradicional queda atrás, se necesita más cercanía con el equipo de trabajo. El liderazgo transformacional se caracteriza por contar con la comunicación como herramienta principal.

Si tu equipo de trabajo está viviendo una situación de crisis parecida a los All Blacks, necesita una transformación profunda. Lo primero que se tiene que hacer es conocer las motivaciones, habilidades y actitudes del equipo de trabajo. La estrategia del liderazgo debe plantear soluciones para que el equipo promueva los cambios necesarios.

Para que puedas motivar y comprometer a tu grupo, no basta con el entusiasmo, tus palabras deben ser coherentes con las acciones. Los líderes motivan al trabajo con su ejemplo, es el primero que llega y el último que se sale. Los All Blacks predican “los campeones hacen un extra”, es decir, trabajan un poco más por el equipo.

Pensar con la cabeza fría

El cerebro bajo presión llega a un estado de read head, es decir, cabeza caliente. En ese momento el cerebro se desenfoca de la tarea, entra en un estado ineficaz y sin recursos para reaccionar.

El mejor estado para actuar en situación de presión es con la mente fría, que te permite concentrarte. En ese instante aprovechas tu mejor habilidad y te concentras más en las actividades o en el juego.

Tener la camiseta de los All Blacks representa responsabilidad, debido a su historia, tradición y ejemplo para los niños. Así debe ser para cada empresa y sus trabajadores, que su filosofía trascienda en el tiempo. Los trabajadores deben saber la historia de la empresa, su trayectoria, todo lo que ha hecho para mantenerse en el mercado.

Fomentar el espíritu de pertenencia tiene que ser fundamental para el liderazgo y la construcción de equipos puede ayudar. El coaching team building a través de sus actividades o juegos obliga a que el equipo se enfoque en un objetivo. Con la mente fría pueden fortalecer los vínculos de todos los miembros para pensar en una tarea en común.

Si tu equipo de trabajo está en crisis y no encuentras la manera para retener a los mejores, es recomendable una actividad de team building. En El Trampolín estamos dispuestos a transformar a las empresas y consolidar equipos de trabajo más productivos.