APRENDE A ELIMINAR LA PROCRASTINACIÓN PARA PROSPERAR

¿Cómo podemos eliminar la procrastinación?

Para poder eliminar la procrastinación debemos entender que es procrastinar, es la acción de retrasar o posponer algo. La gran mayoría de personas cuando están en una zona de confort les cuesta salir de allí. Muchas veces la vida nos presenta obligaciones que tenemos que cumplir, pero preferimos dejarla para última hora.

La filosofía de los líderes es hacer las cosas ya, especialmente las urgentes e importantes. Sin embargo, el común denominador son las personas que se convencen así mismas que lo pueden hacer más tarde ¿A qué grupo perteneces? ¿Eres de aquellos que se esconden e inventan miles de escusas para posponer cualquier actividad?

Para poder tener éxito y ser lo más productivo posible, tenemos que comenzar con buen pie la mañana. Seguramente hiciste la promesa el día anterior que te levantarías temprano. Cuando llega la hora y suena la alarma, ¿eres de aquellos que la apagan y continúan en la cama?

Al decidir levantarnos temprano todos los días y no cumplimos, la procrastinación se vuelve un vicio. Nosotros mismos con esa actitud, nos detenemos y dejamos de alcanzar lo que deseamos.

Eliminar la procrastinación

Para avanzar hay que eliminar la procrastinación

No podremos asumir responsabilidades más grandes si la procrastinación se adueña de nuestras vidas. Cuando hoy eres incapaz de levantarte temprano, todos los días serán iguales. Depende de ti parar ese círculo que te lleva a pospones tus metas.

En el momento que decimos “algún día lo haré”, estamos tomando una decisión de forma inconsciente de dejar lo importante para después. Caemos en el conformismo y lógicamente en la comodidad.

Si eres una persona conformista te limitas a ti mismo para alcanzar lo que quieres. Igualmente, pasa al dejar que otra persona tome decisiones por nosotros, el temor de confrontarlo nos convierte en sumisos.

Pasos para eliminar la procrastinación

1.- No castigarnos

Es normal que en el transcurso del día por las diferentes tomas de decisiones y las actividades cotidianas perdamos energía. Entonces, necesitamos contar con equilibrio entre el descanso y trabajar por nuestros sueños. Es válido que nos demos un descanso, pero también hay que planificar el futuro.

Evita castigarte con frases negativas como: “soy un flojo no valgo para nada”. Lo que tienes que hacer es muy simple, reponer energía y tener un tiempo para lo que desees desarrollar. De nada te vale criticarte a ti mismo, esto no te va a eliminar la procrastinación. Aprende a dividir tu tiempo, incluyendo el tiempo de descanso. Mantén la paz contigo mismo.

2.- Atacar los objetivos grandes

Todo gran objetivo, debe tener objetivos pequeños para alcanzar el principal poco a poco. Muchas personas se presionan o se frustran cuando lo ven muy complicado. Por ejemplo, si deseas crear una empresa, tienes que registrarla, buscar inversionistas, hacer y mejorar el producto o servicio, entre otros aspectos. Estos factores hacen que la gente retroceda rápidamente, especialmente al tener poca voluntad.

Plantéate metas medibles que te ayuden avanzar. De esta manera, procederás a eliminar la procrastinación.

3.- Prepara la recompensa

Si estás persiguiendo un gran objetivo tanto en lo personal como en lo profesional, tienes que ir a un paso a la vez. Además, de tener una recompensa por cada avance que tengas. Sin embargo, cuando no disfrutamos el proceso y todo el tiempo lo vemos como una obligación, hay que cambiar de objetivo.

Un líder aprende autocontrol atrasando la recompensa, ya que piensa a largo plazo. Al restringirse, se da una orden así mismo y sabe que la tiene que cumplir. Si todo el tiempo te recompensas por cada actividad mínima que hagas, debes reflexionar si este proceso es un sufrimiento para ti.

Entiende que cada objetivo logrado, ya es una recompensa, se supone que tú elegiste el proceso. No persigas nada que no te inspires o que sientas que es una obligación. Al estar comprometido con lo que estás haciendo, esto permitirá eliminar la procrastinación de tu vida.

4.- Persigue progreso no la perfección

Muchas veces nos paramos en realizar algo porque nuestra mente se paraliza, tal vez nos quedamos en el análisis. Pensamos tanto, analizamos escenarios futuros y no le damos respuesta a nuestras propias preguntas. Al estar en esta situación, la respuesta se vuelve nula o se queda escrita en un papel porque somos incapaces de accionar.

Buscamos tanto la perfección que perdemos el tiempo en análisis y cuando nos damos cuenta otra persona se nos adelantó. Es bueno que evalúes, pero también piensa en ejecutar, no te quedes en la teoría nada más. En la práctica vas puliendo las estrategias que pensaste.

Hay personas que viven en la constante espera del momento correcto, usualmente no lo encuentran. Para eliminar la procrastinación también hay que sacar de nuestra mente la excusa del momento perfecto.

El líder crea el momento correcto priorizando progreso sobre perfección. Cuando nos saturamos a nosotros mismo con mucha información, terminamos consumiendo nuestra energía y fuerza de voluntad. A veces tenemos tantas opciones que nos cuesta ser determinantes con lo que debemos hacer.

Camina hacia el éxito

Al eliminar la procrastinación de tu vida cuando decides tomar estos 4 pasos, te conviertes en alguien más productivo. A veces necesitas la ayuda de un coachte que te ayude a eliminar ciertos hábitos de tu vida y sacarte de la zona de confort. En El Trampolín cuentas con un equipo preparado para que poco a poco alcances el éxito.

No atrases tus sueños, toma el control de tu vida.

,

DESARROLLO PROFESIONAL: COACHING PARA CONSEGUIR EMPLEO

Coaching para apoyar el desarrollo profesional

Existen momentos que a nivel laboral te pueden ir terrible, te quedaste sin empleo o simplemente te urge un cambio. Para poder tener el desarrollo profesional esperado, necesitas tener la mente clara. Por esta razón, el coaching laboral se convierte en tu mejor aliado para  contar con una mente organizada y enfocada.

Antes de seguir con la lectura de este artículo debes comprender que al mencionar el término de “mente clara”, nos referimos a conocer los siguientes aspectos:

  • Saber quién eres como persona
  • Hacia dónde quieres ir
  • Conocer las capacidades y talentos que posees

En pocas palabras debes autoconocerte para saber que deseas de ese nuevo empleo. La idea es que el coachee tenga la capacidad de responder cómo, dónde y cuándo te gustaría conseguir empleo.

A veces no tienes el empleo soñado por culpa de ti mismo que no te valoras como personas. Prefieres querer más a una empresa que a ti. Desde que en un primer momento cuentas con un objetivo profesional, es allí donde comienza tu búsqueda.

Desarrollo profesional

¿Qué es el coaching para el desarrollo profesional?

El coaching contribuye a que las personas puedan sacar el mayor provecho a las posibilidades que tienen como individuo. Por lo tanto, el coaching te ayuda a superar tus barreras y limitaciones.

Es un proceso de crecimiento que se alcanza a través de la reflexión y acciones a realizar. Se adquieren compromisos y responsabilidades con uno mismo. Este tipo de cambio vincula el autoconocimiento que debes poseer para modificar conductas y comportamientos.

Cuando nos referimos a coaching para el desarrollo profesional, se extiende a un proceso de entrenamiento personalizado y confidencial. Se trabaja a través de ciertas herramientas que ayudarán a detectar dónde estamos y dónde deseas ir.

¿Cómo puede ayudar el coaching para el desarrollo profesional?

El coaching para el desarrollo profesional también se le puede llamar coaching laboral o job coaching. El coach acompaña al cliente a conocerse tanto a nivel personal como profesional. Durante este proceso afloran conocimientos, competencias, habilidades, valores, entre otros aspectos, también destacan aquellas actividades cuyo desarrollo se realizan con fluidez.

El proceso de autoconocimiento favorece a que el coachee salga a relucir sus mejores talentos. Así podrás centrar tu esfuerzo en modificar las debilidades que no te permiten alcanzar los objetivos.

Al reconocer tus talentos, te permitirá destacar sobre otros profesionales o candidatos. De esta manera, tendrás un mejor posicionamiento y mayor probabilidad de ser seleccionado.

Igualmente, el coaching para el desarrollo profesional apoya a aquellas personas que por alguna circunstancia perdieron su trabajo.  Además, ayuda a los coachees que atraviesan cambios o conflictos laborales.

Por otro lado, facilita la comunicación entre tus compañeros. También te guía para que puedas buscar empleo por primera vez. Es una herramienta fundamental para que te enfrentes al mundo laboral con optimismo.

Posibles preguntas para el coaching laboral

El coach durante tu proceso te formulará algunas preguntas que tendrás que responder con la mayor sinceridad. Estas preguntas te conectarán con tus pensamientos, con tu interior y reconocerás qué deseas alcanzar. Algunas de estas preguntas pueden ser:

  • ¿Qué actividades debes mejorar en tu búsqueda de empleo?
  • ¿Para quieres trabajar en determinada organización o sector?
  • ¿Cuáles son tus talentos a nivel profesional y personal?
  • ¿Cómo te visualizas en dos, tres o cuatro años?
  • ¿Dónde puedes buscar más oferta de trabajo?
  • ¿Cuál es tu plan para conseguir el empleo deseado?

Estas son algunas preguntas que te ayudarán a tener un mejor enfoque en tu objetivo profesional.

Proceso de coanching para desarrollo profesional

Por lo general un programa de coaching contempla:

1.- Identificar la situación actual en la que se encuentra el coachee, tanto su punto de partida como su meta.

2.- Establecer técnicas para mejorar las habilidades comunicativas.

3.- Replantear la forma de relacionarse con los demás.

4.- Conocer las habilidades del coachee y qué conocimientos nuevos debe adquirir.

5.- Enseñarle al coachee a aprovechar las oportunidades.

6.- Canalizar una estrategia efectiva de acuerdo a las condiciones y aspiraciones del coachee. Esto facilitará la forma de venderse como candidato.

5.- Apoyar al coachee en la creación de su marca personal.

6.- Gestionar las conductas negativas que deben ser modificadas. Por ejemplo, la frustración, la incertidumbre y la falta de objetivos.

¿Por qué invertir en un programa de coaching para el desarrollo profesional?

Sin duda alguna, no te arrepentirás en forma parte de este tipo de programas, ya que los beneficios serán mayores. Sin embargo, para que esto resulte tienes que tener la mente abierta, debes dejarte aconsejar. Además, es recomendable que mantengas una actitud proactiva.

Para que puedas experimentar esta experiencia puedes comenzar a leer sobre el tema. Por ejemplo, consulta el portal web y las entradas de un blog referente a coaching, uno de ellos, es El Trampolín.

Realiza sesiones de coaching, serán de mucha ayuda para que te puedas encontrar como persona. Pero, si tienes dificultad para tener sesiones presenciales podrás solicitar un asesoramiento online, que de igual forma te ayudará.

También para saber más sobre este tema puedes leer algunos libros escritos por coachee. Este será un paso más para transformar tu vida.

Conclusiones

El coaching para el desarrollo profesional fortalece tu objetivo, ya que aceptas lo que realmente deseas. Al trabajar en tu propio autoconocimiento, eres capaz de realizar los cambios que necesitas.

Cualquier profesional puede reinventarse y encontrar otras vocaciones. Planifica y arma una hoja de ruta a nivel profesional. Es decir, traza una guía con tu coach para que no estés sin rumbo.

Estas son algunas ventajas que te hará un profesional más atractivo en el mundo laboral. No pierdas, la oportunidad de crecer como persona.

,

¿CÓMO MULTIPLICAR TU ENERGÍA COMO LÍDER?

La energía como líder en el emprendimiento

Tu energía como líder es el principal recurso que posees. Tienes que cuidarla, no desgastarla en situaciones sin importancia o con personas que te la roban. Igualmente, al distraerte de alguna actividad donde necesitas estar enfocado, pierdes poco a poco energía.

Al comenzar una actividad evita distracciones, trata de mantener el ritmo. Cuando se pierde la continuidad de lo que se está haciendo cuesta muchísimo volver a recuperar la concentración.

Un líder influye en sus seguidores desde su energía para que los demás logren los resultados esperados. También anima a que cada miembro de su equipo trabaje con ánimo y centrado en la actividad.

La energía de un líder

¿Qué es aquello que hace que pierdas tu energía como líder?

Analiza qué hace que pierdas tu tiempo, te distraigas y por ende baje tu energía hasta llegar al punto de parar tu actividad. En definitiva piensa, qué tiene tanto poder para que determines dejar tu trabajo para mañana.

Una vez que identifiques los factores que te sacan energía, es hora de tomar el control. Por ejemplo, cuando éramos niños era difícil controlar nuestra energía.  Esto se debe a que nuestros padres o representantes jugaban un rol fundamental que nos permitía ahorrar y recargar energía.

Al ser niños obedecíamos y alguien controlaba nuestras horas de dormir, comer, distraernos, entre otras actividades. Si evaluamos este ejemplo notamos que estas son variables como dormir bien, comer, tomar decisiones, entre otras que permiten aumentar la energía en una persona.

¿Qué ocurre en la adolescencia?

En el momento que llegamos a la adolescencia comenzamos a tomar decisiones, y por lo tanto, estas variables se ven afectadas por la toma de decisión que tengas. Pasamos ese día decidiendo qué ropa me voy a colocar, si vamos a ir a la fiesta, entre otras cosas. Eso nos quita energía.

Durante la adolescencia somos presos de nuestras emociones, ellas son las que determinan qué vamos hacer. Por lo tanto, se deja de lado a la razón y nos dejamos llevar por nuestros sentimientos.

En la adultez

Se supone que ya quemamos la etapa de la niñez, donde no teníamos el control. En la adolescencia estábamos comenzando a tomar decisiones.

La energía como líder se ahorra a través del enfoque y de las tomas decisiones lógicas, se deja de un lado la emoción. Además, un verdadero líder se adelanta a los acontecimientos para tener una selección evaluada.

La diferencia entre un líder y un seguidor, es que este último vive un día a la vez. Es decir, cómo va el día, él toma de decisión de lo que hace. Al contrario, los líderes piensan por adelantado. La actividad que realizarán el día de mañana lo planea hoy.

Las indecisiones te quitan energía como líder

Si al levantarnos en la mañana caemos en la indecisión de no saber qué vamos hacer hoy, comenzamos a perder energía. Un líder ya tiene en su agenda las actividades de ese día. El asunto es que la mayoría de las personas carecen de la motivación para asumir el control.

Un líder que ya tiene planificado su día a día, no tiene que pensar desde que comienza la mañana. Esto lo ayuda a mantener sus niveles de energía altos. Una persona que se lidera a ella misma siempre tendrá niveles energéticos superiores a una que toma decisiones en el momento.

Síntomas de una persona con bajo nivel energético

  • Desinterés

Cómo reconoces a una persona con desinterés, cuando le presentas una idea y todo le parece mal. Vive en una nube negra, en un mundo lleno de negatividad.

Al permitirle al desinterés que entre en tu vida la energía como líder disminuye y el resto del equipo o seguidores se contagian. Ya es hora que te autoevalúes y por ende, te formules la siguiente pregunta:

¿A todo lo que te dicen le pones una objeción? Si esto es así, significa que tienes tu energía baja. Cambia, trata de analizar las propuestas y pensar en su lado positivo. Tal vez, en este momento tu energía como líder es pobre porque nunca amaste lo que haces.

  • Desmotivación

Ocurre cuando comenzamos emocionados con un proyecto, pero con el pasar del tiempo nuestro cerebro nos envía excusas para abandonar. Lamentablemente, esto es un mal que le ocurre a muchas personas inician cualquier cosa, sin embargo no la culminan.

Hazte la siguiente pregunta: ¿con qué frecuencia culminas tus proyectos?

Para sacar de nuestra vida la desmotivación, hay que cuidar los niveles de energía.

  • Desanimo

Este aspecto tiene fuerza para confundirnos, nos cuesta arrancar aunque no estemos desmotivados y ni desinteresados. Algunas personas se mantienen en un estado de confusión permanente. Vivimos pensando y no ejecutamos.

¿Con qué tanta frecuencia quieres hacer algo, pero no lo terminas de ejecutar?

Recupera tu energía como líder

1.- Vive el presente. Muchas personas se desinteresan, desmotivan y desaniman porque piensan en el futuro. Por lo tanto, ven la meta como inalcanzable, imposible, su energía como líder baja y sus seguidores también se desalientan. Trata de vivir el presente, disfruta el proceso para alcanzar tu meta.

No puedes amar el resultado sin enamorarte del proceso.

2.- Mantén tu visión. Recuérdate a diario lo que estás persiguiendo. Hay que refrescar el objetivo todos los días, así te mantienes motivado.

3.- Continúa estudiando. Si tú quieres mantener tu energía como líder también necesitas entrenar el cerebro. Al amar lo que haces será muy fácil leer o mantenerte informado sobre tu pasión. Al tener la información posees el poder. Actualízate constantemente.

Prepárate todos los días más allá de un título. Nosotros somos los responsables de cuidar nuestros niveles de energía. Controla todos estos aspectos a través de las siguientes preguntas:

  • ¿Cómo estoy durmiendo?
  • ¿Cómo es mi alimentación?
  • ¿Estoy viviendo el presente?
  • ¿Cuál es mi visión?
  • ¿Adquiero una dosis diaria de información?

Si quieres ser un verdadero líder, te recomendamos que solicites apoyo en una sesión de coaching individual, en El Trampolín te transformamos de seguidor a líder.

,

Enemigos que amenazan la gestión de tiempo y la productividad

Factores internos y externos que interfieren en la gestión de tiempo

Un día tiene 24 horas que no se podrán recuperar ni retroceder cada minuto, así que no hay vuelta atrás. Nuestra gestión de tiempo se ve afectada cuando no logramos los resultados esperados por no saber administrar el desarrollo de cada tarea.

Para todos la cantidad de tiempo disponible es el mismo. Entonces, tenemos que formular la siguiente pregunta: ¿por qué para otros el tiempo es más fructífero?

Es posible que estas personas sepan identificar cuáles son esos factores que les impiden aprovechar su tiempo. Esto significa que estas personas saben emplear bien cada hora y además, no se dejan dispersar por los ladrones del tiempo.

Diferentes estudios determinan que los ladrones del tiempo pueden robarnos entre 50% y 70% de horas efectivas de trabajo. A veces sentimos que trabajamos mucho, pero conseguimos muy poco. Es decir, empleamos más tiempo en una actividad cuando otras personas la realizan en menor tiempo posible. En tal sentido tenemos que autoevaluarnos.

Gestión de tiempo

Identifica tus ladrones del tiempo

La gestión del tiempo se convierte en nuestro mejor aliado cuando identificamos cuáles son los factores que interrumpen el desarrollo correcto de cualquier actividad.

Factores externos

Algunos factores externos pueden generar que no seamos capaces de ejercer una buena gestión de tiempo. Tal vez algunos de estos elementos te logran distraer como:

  • El móvil:

Una llamada o un mensaje de voz que podemos realizar como emisores ayuda ahorrar tiempo. Sin embargo, también logra distraernos o interrumpir cuando atendemos una llama muy larga. De igual forma, pasa con la mensajería y en especial con las redes sociales.

Si este es tu caso tienes que aprender a desconectar el teléfono cuando sea necesario. Tener el móvil activo genera desconcentración y nos desliga de la actividad que ejecutamos en ese momento.

  • El correo electrónico

Mantener el correo abierto todo el día con ventanas emergentes que nos avisan la llegada de nuevos mensajes, es un error que nos distrae constantemente. La tendencia es que paremos lo que estamos haciendo y procedamos a revisar el correo.

Desconecta la mensajería de correo de cualquier equipo electrónico para que no te distraigas. Es mejor que establezcas horarios para chequear el correo y de una vez responder los mensajes. Te aconsejamos que no revises el correo más de tres veces al día especialmente cuando tienes múltiples ocupaciones.

Programa tus horarios para revisar los correos electrónicos. Para ello, puedes configurar el correo para que te avise los nuevos mensajes en un espacio determinado de tiempo. Así realizarás tus actividades de forma normal y tendrás una gestión de tiempo fructífera.

  • Las reuniones

Cuando en nuestra agenda las reuniones son frecuentes, debemos planificar nuestro tiempo en función de ello. De nada te servirá asistir a una reunión sin el trabajo previo realizado o por lo menos adelantado.

Si eres el encargado de presidir la reunión trata de ser lo más conciso posible, según lo a merite el tema de la misma. Valora el tiempo de los demás también. Igualmente, al tener un horario programado trata de respetarlo.

En el caso de ser asistente a la reunión,  te recomendamos que organices adecuadamente tu agenda. Toma las previsiones ese día y si es posible adelanta las actividades que tienes programadas. La idea es que puedas participar sin ningún inconveniente.

La gestión de tiempo en una reunión de trabajo es fundamental para alcanzar el objetivo de la misma. Por otro lado, evita las interrupciones y la mala organización.

  • La televisión

También es otro instrumento que nos puede entretener y sacar de la concentración que necesitamos en nuestra cotidianidad. Si tú eres del tipo de persona que se acostumbró a tener el televisor prendido la distracción será una constante.

Es preferible que pongas a grabar tu serie favorita a que estés trabajando mirando la televisión.  Si eres un trabajador independiente tú sabrás administrar tu tiempo para terminar tu trabajo y luego ver tv.

Factores internos

  • Falta de planificación

La gestión de tiempo es afectada por la desorganización que podamos tener en nuestra cotidianidad. Cuando no sabes cuánto te demoras en hacer una tarea, tú día será menos productivo.

Al conocer cuánto tardas en desarrollar mejor una asignación tendrás una agenda más coordinada. Además, sentirás que con las 24 horas bastará para realizar todos tus pendientes.

  • La multitarea

Realizar varias tareas a la vez nos quita tiempo para aquellas que son imprescindibles. Evita pensar que eres un ordenador o una persona guay que puede con todo. Pregúntate: ¿qué es más importante? Al responder esa pregunta podrás clasificar mejor las actividades a realizar.

  • La concentración

Esto es un elemento vital para tener eficiencia en la gestión del tiempo. Tienes que decidir entre estar centrado en aquella actividad que te roba minutos valiosos o la tarea que debes hacer. Esto depende exclusivamente de ti. Tú eres la única persona que puede controlar esta situación, aunque también podrías solicitar ayuda con un terapeuta o un coaching para que puedas dominar esta debilidad.

Para algunas personas resulta imposible mantener la concentración en alguna actividad, se distraen fácilmente, así que no te sientas mal si es tu caso. Por eso, cuando se te es imposible, solicita apoyo.

  • La impuntualidad

Al llegar a una reunión con impuntualidad, pierdes el hilo de la conversación, además afecta tu imagen. Igualmente, cuando entregas trabajos a destiempo. A su vez esto puede producir hasta retraso en otras actividades.

  • El perfeccionismo

Si eres este tipo de persona pierdes tiempo en buscar constantemente la perfección. Nunca estás conforme con tu trabajo. Al dedicarle minutos a una tarea y finalizarla, es un error retroceder constantemente porque no estás conforme.

Combate los enemigos de la gestión de tiempo

Determina el tiempo que le debes dedicar a las diferentes tareas cotidianas. Esto es lo primero que debes realizar antes de comenzar a laborar. Si es necesario y estás en la línea de mando aprende a delegar.

También es importante que reconozcas cuáles son los factores que te quitan tiempo. De igual manera, aprovecha en poner en práctica algún método para combatirlo.

Si te cuesta por ti mismo cambiar los hábitos, te aconsejamos pedir ayuda. En El Trampolín nuestras secciones de coaching te pueden facilitar y guiar para que alcances tus metas sin perder ni un minuto más.

,

MOTIVACIÓN PERSONAL AL CAMBIO PARA AVANZAR EN LA VIDA

La motivación al cambio trae crecimiento personal

Para que esta motivación personal al cambio se produzca de forma positiva primero debes entender que significa estos términos. Por lo tanto, nos indica que el individuo iniciará un proceso de transformación que modificará su modo de vida.

La finalidad de este cambio de vida es pensar en el desarrollo personal del individuo y aplaudir su crecimiento. Todo cambio requiere compromiso, ya sea de comportamiento o de tomar acciones de aquello que no nos deja avanzar.

Necesitamos evaluar nuestro día a día para que podamos modificar las conductas que evitan que alcancemos el éxito. En este sentido, los objetivos que desean obtener en cualquier sección de coaching motivacional son:

1.- Incitar al cambio para lograr las metas que cada uno como persona individual tiene.

2.- Superar la resistencia al cambio de vida y de conducta.

El cambio hay que analizarlo como un sentimiento y a su vez un pensamiento. Es decir, la persona debe tener el deseo o la intensión de mejorar, además de reflexionar en ello. Esto sería lo primero que hay que tomar en cuenta para que realmente la persona esté motivada.

Si realmente quieres crecer en la vida, debes comprender que tienes que adaptarte al entorno y mirar hacia el futuro. El cambio real se produce con la voluntad que incentiva a que la acción sea contundente para lograr la meta.

Motivación al cambio

¿Por qué modificar nuestro comportamiento?

En la vida suceden dos situaciones importantes, la primera se produce por el propio devenir de los acontecimientos. Muchas veces las situaciones nos obligan a generar cambios en nuestras vidas. La segunda opción, es el deseo que tengamos por modificar aquello que no nos agrada.

La toma de decisiones es fundamental para realizar los cambios necesarios y determinar el plan a seguir. Cuando ya estamos seguros y tenemos idea de nuestra realidad, lo único que nos queda es ejecutar.

Al producirse un conflicto que te exija que realices cambios a un corto, mediano y largo plazo, se pueden clasificar de la siguiente manera:

Por aproximación-aproximación:

En este caso existen dos alternativas que pueden ser muy favorables y en ambas se obtendrán resultados maravillosos. Por ejemplo, elegir entre dos ofertas de trabajo geniales. También otro caso podría ser, tener dos opciones geniales para pasar vacaciones. En la realidad muy pocas veces ocurren estas situaciones. Sin embargo, la vida sería más fácil ante estas circunstancias tan positivas.

La motivación personal al cambio, se daría sin estrés de ningún tipo porque cualquier decisión sería favorable. La elección partiría de lo que nos agrada más y algunas veces el entorno podría justificar la selección.

Por evitación-evitación:

Este es el punto que ninguno de nosotros quisiera llegar, ya que hay que escoger entre dos alternativas igual de desagradables. Aquí sucede todo lo contrario a la anterior circunstancia, debido a que nos encontramos con dos situaciones igual de negativas. Un ejemplo de ello sería, solicitar un crédito al banco para pagar el alquiler de una propiedad. Sin embargo, podemos decidir no endeudarnos y vivir en casa de un familiar depresivo.

Las circunstancias tan negativas dificultan que tengamos una motivación personal al cambio. Es difícil tener el deseo o la voluntad de cambiar cuando en el momento no hay elección. Entonces, seleccionamos la alternativa menos dolorosa o que representa mayor dificultad para nosotros.

Por aproximación y evitación

Las personas se sienten atraídas por una opción y a su vez tienen una conducta negativa. Este tipo de comportamiento condena el logro de los objetivos propuestos. Un caso específico sería querer adelgazar, entonces vas con un nutricionista, pero la tentación por la comida indebida es mayor. Quieres llegar a la meta, aunque es difícil de alcanzar porque tú mismo te saboteas.

Todas estas situaciones nos pueden ayudar o presionar para la toma de decisiones. Lo ideal es que se produzca la motivación personal al cambio en cualquier circunstancia de nuestras vidas, especialmente en los momentos más complicados que nos cuesta tener una actitud positiva y se producen ambivalencias.

¿Qué entendemos por ambivalencia?

Es un estado en que la mente en relación a un tema en específico presenta un conflicto con ambigüedades. Por ejemplo, una persona con agorafobia que desea afrontar ese problema en su vida. Sin embargo, el mismo individuo prefiere huir del conflicto antes que enfrentarlo.

La motivación personal al cambio depende tanto de la persona como de las circunstancias. También hay que mencionar que los demás pueden colaborar para favorecer o no una conducta adecuada. Evalúa si en tus relaciones con las otras personas practicas los siguientes estilos:

Estilo de acomodación:

Tal vez pasa que buscas la aprobación de los demás y haces actividades donde olvidas hasta tus propios objetivos. Te desapareces del conflicto para no defender tu postura porque no quieres que la relación se dañe.

Estilo de competencia:

Este tipo de individuo lo único que busca es ganar, sin importar la motivación personal al cambio de los demás. La meta es obligar a que las personas acaten sus posiciones y pierdan el conflicto mediante el dominio.

Estilo de evasión:

Por lo general, son personas que se apartan del conflicto o de todo aquel que genere problemas. Su tendencia es a no tener relaciones duraderas y muy pocas veces alcanzan sus objetivos de motivación personal al cambio.

Estilo de avenencia:

Son personas que les encanta preservar las relaciones ya establecidas. Sin embargo, son capaces de negociar sus metas si los demás también están dispuestos a hacer sacrificios.

Estilo colaborativo:

Nos referimos a aquellas personas que mantienen un equilibrio entre las relaciones personales y sus propias metas. Su ideal es que todas las partes estén realmente satisfechas.

En conclusión, el cambio será determinante cuando la persona esté comprometida a realizar las modificaciones necesarias en cualquier aspecto de su vida. Además, la motivación personal al cambio ayuda a mejorar ciertos comportamientos.

Si deseas avanzar en la vida para lograr tus objetivos y no puedes solo, debes solicitar ayuda. La mejor manera para vencer y crecer de forma personal es a través del coaching. En El Trampolín te ayudamos afrontar los cambios.

, , ,

ORATORIA EN INGLÉS: UN DOLOR DE CABEZA PARA MUCHOS

Todo un reto la oratoria en inglés

Aprender un idioma más es un extra que favorece nuestro curriculum y el desarrollo profesional de cualquier persona. En el colegio no nos enseñan hablar en público. Sin embargo, la oratoria en inglés también se puede tornar muy cuesta arriba por este mismo motivo.

Si tienes problemas para expresarte en público en tu idioma materno, también lo tendrás con el inglés. En la actualidad la competencia demanda una buena oratoria y expresarnos bien en el idioma universal. La globalización es inevitable y tenemos que estar preparados para entrar a los distintos mercados.

El inglés es la lengua hegemónica que nos abre a nuevos mercados y experiencias, esta es una de las características fundamentales. El dominio de esta lengua nos permite acceder al sistema de cualquier país y además comprender diferentes realidades sociales.

Debilidades más frecuentes de la oratoria en inglés

  • Nos cuesta hablar en público y tenemos miedo en cualquier circunstancia que nos toque dar un discurso. Peor aun cuando tenemos que dar una oratoria en inglés, podemos llegar a sentir que no dominamos el idioma.
  • Cuando sabemos que nuestro inglés es muy básico y no practicamos lo demasiado.
  • A veces nuestra pronunciación no es la adecuada y nosotros mismos no nos corregimos o no contamos con alguien para que lo haga. Además, la falta de práctica empeora esta debilidad.
  • Tu público te presta más atención cuando mantiene una comunicación fluida y cercana. Tal vez sabes inglés pero los nervios dificultan mantener un discurso estable. El público te siente lejano.
  • Otra debilidad es que no mantenemos el foco en el mensaje principal.
  • También olvidamos que la expresión corporal es necesaria en la comunicación.
  • Creer que la oratoria en inglés o en cualquier idioma es un don, es un gran error. Es un arte que se desarrolla según la dedicación y el tiempo que le dediques.

Oratoria en inglés todo un reto

Tips para ser un buen orador en público

  • Evita pensar cómo lo haces en tu nación. Estudia la cultura del país de habla inglesa o de cualquier otro lugar, así darás un discurso que sea de impacto para ese público.
  • Trata de ir al grano sin rodeos cada vez que practiques la oratoria en inglés.
  • Lo que sea muy complicado para expresar es preferible que esté en una presentación o en algún otro material de apoyo.
  • Recuerda siempre que debes comunicar, captar y convencer con tu mensaje.

Comunica de forma clara

Para que captes la atención de tu audiencia piensa en lo que deseas expresar primero antes de hablar en público. Envía un mensaje explícito y a la vez breve para que todos lo puedan comprender.

Revisa antes de hablar en público que tu mensaje contenga su verdadera esencia. Cuando hay elementos que le resta importancia al tema principal, es mejor eliminarlos por completo.

En la oratoria en inglés también el mensaje debe contar con introducción, cuerpo y conclusión.

Captar la atención del público objetivo

Igual que en cualquier idioma, la oratoria en inglés busca la atención de ciertos segmentos del mercado.

Inicia tu presentación con algo impactante como una cifra o una frase. De igual manera, puedes comenzar con una anécdota que te haya sucedido a ti. Esto permitirá dejar a un lado los nervios.

Convencer con nuestro mensaje

Toma en cuenta que lo primero para convencer son los argumentos. Necesitas tener base en estudios válidos cuando hablas, que estén de acorde con los valores de tu público.

Promociona las ventajas que tu público obtendrá cuando aceptan tu idea.

Según las reglas culturales de la audiencia a la cual te dirige, cultiva tu credibilidad personal.

Prueba de autenticidad para la oratoria en inglés

Antes de presentar tu proyecto o hablar en público podrías hacer la prueba con un consultor nativo. Esto servirá de orientación para verificar que el mensaje esté lo más explícito posible. También este consultor te ayudará a precisar si el discurso es atractivo, convincente y creíble.

Igualmente, es fundamental que revises toda la información que puedas sobre la cultura donde te presentarás. Así sabrás la estructura y hasta la forma de hacer llegar tu mensaje.

Pierde el miedo al hablar en público en inglés

La inseguridad se apodera del orador especialmente cuando tiene que dar un discurso en inglés. Obviamente el ponente puede sentir temor cuando no domina el vocabulario y la gramática. Además, para aprender hablar de forma correcta el inglés es recomendable escuchar a los nativos. Otro método es acceder a medios nativos para acostumbrar al oído a las diferentes pronunciaciones.

Otra de las razones que dificultan la fluidez de la oratoria en inglés, es el miedo a equivocarse.

Con el tiempo te darás cuenta que no necesitarás de ningún traductor en inglés al español. La práctica hace el maestro.

La importancia del idioma

Uno de los beneficios que trae el inglés, es que abre las puertas a nuevos mercados. Las empresas españolas incentivan la formación de sus empleados en oratoria en inglés. Por otra parte, para una organización esta inversión se torna en beneficios para ellos, debido a los siguientes aspectos:

  • Aumenta la motivación y el reto de aprender oratoria en inglés.
  • La imagen del orador crece a nivel profesional y la empresa se cualifica en el mercado.
  • El orador sale de su confort y emprende ante nuevas culturas

En El Trampolín nos caracterizamos por adaptar los servicios a las necesidades de nuestros clientes. Por esta razón, contamos con un curso de oratoria empresarial en inglés porque una buena comunicación permite mayor productividad. Pierde el miedo a hablar en inglés y aumenta tu confianza para enfrentarte a nuevos retos.

, ,

Elevetor pitch para conseguir inversionistas en poco tiempo

Aprende a sacarle provecho al elevetor pitch

Cuando tenemos un proyecto la mayoría de las veces necesitamos uno o varios inversionistas. Algunas personas no logran calar con su discurso y por ende, la idea no es comprable. Por eso, tenemos que conciliar una explicación breve a través del elevetor pitch.

En este artículo te explicaremos de qué se trata esta técnica y como te puede ayudar para conseguir inversionistas.  Tal vez tu idea de negocio es excelente. Sin embargo, no atraes a ese público tan deseado y necesario.

Antes de entrar en materia primero tienes que entender algunos aspectos teóricos. Lo primero que debemos comprender es qué significa este nuevo estilo de abordaje comunicacional a cualquier tipo de persona.

Concepto de elevator pitch

Se refiere a un discurso breve que armamos para conquistar, enganchar y persuadir a alguien. En este caso buscamos a la persona que va invertir en algún proyecto que tengamos. El término hace referencia al tiempo que demoramos en un ascensor hasta llegar a nuestros destinos.

Es posible en un ascensor o un tiempo de 45 segundos y hasta un minuto convencer a una persona. Por lo tanto, el abordaje exige que sea dinámico, coherente, directo y atractivo al receptor.

El elevator pitch es una herramienta fundamental para afrontar nuestra cotidianidad. Lo importante es saber cómo estructurarlo para ejecutarlo de forma exitosa.

Elevetor pitch para inversionistas

Estructura tu elevator pitch para convencer a los inversionistas

Todo el tiempo intentamos que nuestra opinión y mensajes lleguen a nuestro público. Hablar con inversionistas no es tarea sencilla. Cada vez que te reúnas con uno de ellos, tienes que enfocarte como si estuvieras en una entrevista de trabajo.

Necesitas mostrar tu experiencia e ir más allá de la descripción del proyecto. Es necesario que muestres en qué te inspiras y presentes aquellos aspectos que les puede interesar a ellos. Por eso, toma nota de algunos tips para elaborar el elevator pitch:

1.- Selecciona tu audiencia

Para seleccionar la persona que te ayudará a que tu negocio salga adelante, tienes que evaluar el tipo de inversionistas que requieres. Esto va a depender según la cantidad necesaria para la inversión y la etapa en la que se encuentra el proyecto.

Cuando determines el tipo de inversionistas que requieres podrás elaborar tu presentación de acuerdo a ese público.  Existen inversionistas con un gran capital como los banqueros, entre otros y aquellos que tienen muy poco para invertir.

Lo que concuerda con todo tipo de inversionista, es que ninguno quiere ver su dinero perdido. Así que necesitan como común denominador, es que demuestres la rentabilidad de tu negocio.

2.- Cuenta una historia

Para contar esta historia tienes que tener confianza en ti mismo y creer que tu negocio es muy productivo. Aprovecha para hablar de tu empresa y cómo ella va a conquistar el mercado. Al realizar el elevetor pitch piensa en armar un storyboard como para una película, así será más atractivo.

En el momento que hables de tu empresa, es recomendable que menciones el futuro. Esto es clave para captar la atención de los inversionistas, ya que quieren ver crecer su dinero paulatinamente en el tiempo.

Al argumentar demuestra que tu negocio valdrá mucho más con la inversión. De la misma manera, que presentaste un argumento interesante, debes finalizar con una conclusión atrayente.

3.- Se osado

Tanto para las personas que inician un negocio o si desean expandirse, es necesario comunicar de forma atractiva esa pasión. Los inversionistas también se tienen que emocionar y enamorar con tu proyecto. Piensa en el potencial que tiene tu negocio y la forma diferente que harás las cosas.

4.- Plan de acción

El inversionista querrá saber qué harás con tu negocio y cómo vas a distribuir el capital. Para ello, deberás presentar de forma breve un plan de acción dinámico. En este punto tiene que quedar claro las metas que pretendes alcanzar con la financiación.

5.- Emplea un lenguaje comprensible

Aunque tu proyecto tenga que ver con una especialidad profesional donde se emplea palabras técnicas, trata de ser lo más claro posible. Desarrolla un contexto donde todos lo puedan entender incluso hasta un niño.

El elevetor pitch tiene que poseer aunque sea en 30 segundos la resolución de alguna necesidad. Cuando demuestras que tu producto o servicio logrará la satisfacción de un público determinado, el éxito está garantizado.

6.- Habla de ventas

El inversionista desea ver números o estadísticas que demuestren la cantidad de ventas que se pueden efectuar. En el caso de que tengas unas ventas realizadas, preséntalas a ese público que buscas captar.

Trata de mantener una línea de tiempo. Por ejemplo, se logró dos millones de euros en dos meses. También puedes presentar tendencias a futuro, esperamos tener una ganancia de tres millones en menos de seis meses. El inversionista siempre estará interesado en tu plan de ventas a futuro.

7.- Cuánto necesitas

No puedes llegar ante un inversionista con dudas del dinero que necesitas, y por ende, de la cantidad que vas invertir. Tienes que tener un plan que incluya al inversionista para que pueda visualizar su dinero multiplicado a través del tiempo.

Estos tips te ayudarán a que tu elevetor pitch se centre en potenciar tu negocio y hasta tu marca personal. Demuestra aquellos aspectos que te hacen sobresalir de la competencia, por qué lo que ofreces tiene la garantía de eficiencia.

En la actualidad ya no basta con tener conocimientos y experiencia, tenemos que saber vendernos. No le hables al público de tus talentos, que tu discurso parta de soluciones, eso es lo que quieren escuchar. Así que ve directo al grano sin perder la habilidad de vender. Si después de estos breves conceptos sientes que necesitas una asesoría especializada contacta con nosotros. En El Trampolín te ayudamos a cumplir con tus objetivos de ventas y otros proyectos comunicacionales.

, , ,

NEURO-ORATORIA: CAMBIA TU MANERA DE CAPTAR AL PÚBLICO

Gana la atención del público con la Neuro-Oratoria

No es fácil lograr cautivar a la audiencia, pero a través de la técnica de Neuro-Oratoria alcanzamos resultados positivos. Esto se debe, a que podemos enfocarnos en convencer, persuadir y enamorar al público por medio de la voz y el mensaje.

La Neuro-Oratoria es la ciencia que se encarga de entender la forma de cómo el cerebro procesa la información. El cerebro comienza a trabajar desde el primer momento que el orador envía un flujo de ideas. Sin embargo, recuerda que nuestra mente es floja y se concentrará en la información que le interesa.

A veces nos ocurre como emisores de un mensaje que el receptor le cuesta entender lo que dijiste. Pero peor aún, cuando la persona no recuerda con total claridad tu ponencia. Antes de aprender cualquier técnica, tenemos que reconocer si cometemos errores que no permiten que logremos el objetivo.

En este artículo encontrarás las técnicas de la Neuro-Oratoria que te ayudarán a captar a tu público. Además, te diremos los errores más frecuentes que según esta ciencia cometemos constantemente.

Neuro-Oratoria

Errores más usuales al hablar en púbico

Las presentaciones de trabajo se pueden tornar aburridas por parte del ponente. Cuando esta situación se presenta, todos incluyendo al emisor perdieron el tiempo. Según el neurocientífico, John Medina los errores más comunes son:

1.- Hablar exclusivamente de teoría y de datos

Es difícil prestar atención a aquello que nos aburre, como discursos que no se dirigen hacia lo emocional. La información que nosotros ofrecemos como oradores tiene que estar asociada al placer o la tristeza.

El cerebro no está diseñado para asimilar la información que nada más contenga teoría. En tal sentido, para poder comprender, según la Neuro-Oratoria necesitas hacer asociaciones.

Si es fundamental hablar de datos, te aconsejamos vincularlos con algunos ejemplos.  Esto te ayudará para que el público no se desconecte. También puedes usar gráficas para ser más digerible la información.

2.- Leer las diapositivas

Al leer las diapositivas causamos que el público también lo haga en voz baja. Por tanto, no van en el mismo ritmo de lectura, así se genera una confusión de ideas en el receptor. El cerebro es incapaz de comprender lo que lees y a la vez escuchar a la otra persona. En este caso, tu presencia como orador sobra.

Te recomendamos que coloques los puntos necesarios en la presentación para que te sirve de guía como orador y de sustento al receptor.

3.- Dar demasiada información

A veces por cuestiones de tiempo queremos abarcar toda la información y por eso, nos apresuramos. De este modo, comienzas hablar atropellado y no le das descanso al cerebro de tu receptor, El cerebro necesita de pausas para entender la información.

Al planificar tu ponencia, presenta un mensaje central y desarrolla los argumentos de base para defender tu postura. Esta idea te sirve para centrar tu contenido en algo puntual.

4.- Usar imágenes

Cuando expones solamente con discurso o texto es muy poco efectivo, lo mejor son las imágenes. En el momento que presentamos las ideas exclusivamente de forma oral, las personas luego de 72 horas recuerdan nada más el 10% de la información.

Considera que al utilizar imágenes en tus presentaciones los receptores posteriormente a 72 horas recordarán el 65% de información.

5.- Moverte en exceso

Según la Neuro-Oratoria, los seres humanos por instinto de supervivencia prestan más atención a los objetos en movimiento. Esto se debe a que en tiempos remotos vivíamos en la intemperie y teníamos que reaccionar rápidamente ante cualquier amenaza.

Cuando movemos de forma constante los pies, las manos o nuestro cuerpo, es normal que el receptor se distraiga.  Trata de moverte despacio, fija los pies en el suelo con la finalidad de que comprendan ese mensaje tan importante.

Trucos para hablar en público

La ciencia a lo largo del tiempo comprobó que la atención del ser humano es muy baja. Por eso, desde el primer momento tenemos que captar el foco del público para no perder su escucha activa. Según la Neuro-Oratoria, hay estrategias que debes aplicar para hablar en público. Algunas de ellas son:

1.- Despierta emociones

Los momentos cargados de emoción hacen que la gente los recuerde con más facilidad, al igual que la información que guarde relación con esa eventualidad. Por ejemplo, el ataque que sufrieron las Torres Gemelas, es difícil olvidarlo y seguramente recordamos que hicimos ese día.

Para conectar con la emoción usa la historia, metáforas e imágenes. La idea es que busques en tu mensaje aquello que te emociona como orador. Cuando consigas esa carga de sentimientos será más fácil transmitir la información así sea teórica.

En la Neuro-Oratoria es importante que el ponente sienta las emociones y su vez las trasmita. De esta manera, tendrás al público impactado y sin olvidar tus palabras.

2.- Apela a múltiples sentido

Con los sentidos como la vista, el olfato, gusto y tacto podemos impactar al receptor de la información. Por ejemplo, al comparar el sabor de las comidas y su olor con el guiso que hacían nuestras abuelas que alborotaba a los vecinos.

3.- Usar titulares

Por ejemplo para un periódico los titulares resumen de manera general la información que tiene el artículo. Así debemos hacer con nuestras presentaciones.

Según la Neuro-Oratoria, nuestro cerebro primero se concentra en las generalidades y luego en los detalles. Un caso particular podría ser con nuestra empresa El Trampolín. Nuestro titular sería “Pierde el miedo al hablar en público”, luego nos centramos en los detalles.

Cuando nos referimos a detalles se trata de las características de ese asunto que estoy tratando. En este caso, nos referimos a la metodología utilizada y el tiempo de duración hasta el objetivo de las secciones de coaching.

4.- Presentar un mapa de ruta

La Neuro-Oratoria toma en cuenta que el cerebro detesta las incógnitas. Por ende, tiene la necesidad imperiosa de predecir los resultados.

Como orador trata de darles la tranquilidad que necesita tu público ante la incertidumbre que produce no tener la información. Por este motivo, incorpora en tus presentaciones un mapa de ruta que tenga los siguientes puntos:

  • Introducción
  • Desarrollo
  • Conclusión

Con esto lograrás que tu público sepa que aspectos hablarás sobre un tema determinado. Además, estarán atentos al desarrollo del tema hasta llegar al resultado. En la conclusión, te centrarás en repasar los puntos más importantes.

5.- Duerme bien

Cuando te toca hablar en público trata de tener la mente fresca para que puedas hilvanar las ideas con claridad. Si no duermes bien es difícil que puedas conciliar lo que deseas expresar.

En El Trampolín te ayudamos a que puedas manejar todos estos aspectos sin problemas, ya que contamos con un equipo especializado.

, ,

Sesiones de Oratoria: traspasa las barreras comunicacionales

Vence tus miedos con las clases individuales de oratoria

La oratoria es la capacidad de hablar con elocuencia, con fluidez y con eficacia. En general, todos tenemos esa habilidad, pero ¿qué nos pasa cuando estamos ante un público? ¿cuando nos ponemos nerviosos ante nuestra audiencia? Parece como si perdiéramos esa capacidad para comunicarnos: nos bloqueamos, sudamos, la respiración se nos altera, nos aumenta el ritmo cardiaco, etc…son muchos y variados los síntomas fisiológicos que nos pueden aparecer.

Por tanto, parte de nuestro éxito al hablar en público será la habilidad que tengamos para vencer nuestros miedos y superar los nervios ante nuestra audiencia. Así que cada vez que nos enfrentamos a un público estamos haciendo  un ejercicio de autocontrol.

Algunas personas, diría que la mayoría, piensan que la capacidad de hablar en público es un privilegio de unos pocos, un don con el que algunas personas han sido bendecidas. Eso es una creencia absolutamente incierta. Hablar en público y gestionar los nervios para hacerlo, es realmente una habilidad que se aprende, se entrena y se desarrolla. Y ese es el objetivo de las sesiones de oratoria. Que el orador aprenda y ejercite el dominio absoluto del escenario, gane confianza y sea persuasivo.

Sin lugar a duda la comunicación forma parte de nuestra día a día y el dominio de la misma es un punto a favor que nos hace ganar valía ante los otros y conseguir autoestima. Si mantenemos un mensaje que capte la atención, que sea claro y sin dar hechos por sentados lograremos comunicarnos más eficazmente.

¿Porqué hacer una sesión individual de oratoria?

La necesidad de dominar la oratoria ya no es solo para conferenciantes, formadores o incluso presentadores…cada día son más los trabajos en los que se requiere hablar en público: ingenieros, arquitectos, publicistas, diseñadores, economistas, etc… deben vender un producto, un proyecto o una idea. Opositores que tienen que cantar los temas ante un tribunal, estudiantes que deben exponer sus trabajos. El hacer presentaciones está al orden del día.

El dominio de tu lenguaje verbal y no verbal es lo que marcará la diferencia de tus presentaciones. En todo momento estamos comunicando algo, incluso cuando no queremos comunicar nada estamos comunicando que no queremos comunicar nada. El ser conscientes de lo que verdaderamente transmitimos y como lo podemos mejorar será el primer paso. A través de un feedback constante, la persona durante las sesiones va dominando su postura, sus gestos, expresiones para comunicar de manera más eficaz y sentirse segura.

A través de técnicas y de sus ganas de mejorar la persona irá adquiriendo la capacidad necesaria para improvisar e irá dominando el arte de la oratoria pudiendo aplicarlo en los retos comunicativos que tenga en ese momento, ya sea una presentación, una charla, una reunión, etc..

Para que realmente la persona pueda dominar el escenario mientras habla con el público, debe pasar por un proceso evolutivo. Para que se pueda desarrollar esta capacidad, es necesario invertir también en el tiempo de dedicación a esta actividad. Igualmente, como oradores tenemos que reconocer nuestros errores  y abordar la posibles mejoras.

Sesiones de oratoria

Fundamentos de las clases de oratoria

Un orador se destaca por controlar sus emociones, tener conocimiento del tema, una postura adecuada que le haga sentirse seguro y transmita seguridad y un tono de voz adecuado y brillante. Teniendo siempre muy claro el objetivo que quiere conseguir.

La personalidad del orador facilita que aproveche sus propios recursos. Además, la integración del lenguaje verbal como no verbal juega un papel muy importante. Estos elementos ayudan a fortalecer las presentaciones eficaces, al igual que la comunicación con el público.

La preparación y el conocimiento previo del tema forman parte también de estos fundamentos. Sin embargo, a veces también tenemos que estar preparados para improvisar o salir de lo previsto ya que hoy en día cualquier persona está expuesta a hablar en público ya sea en lo académico o empresarial.

Elementos en las clases de oratoria

Durante las sesiones de oratoria existen diferentes elementos que el coach observa en el alumno con el fin de que su comunicación sea eficaz. Esos aspectos son:

La escucha activa

En el momento que el orador se encuentra expuesto ante el público debe aprender a escuchar. Mirar a los ojos al público es importante para calibrar como está dicha audiencia. Además, también hay que darles una oportunidad para que la audiencia pueda participar con sus opiniones o dudas.

Por ello, es importarte potenciar en las sesiones de oratoria el desarrollo de la escucha activa por parte del orador. En una presentación lo importante tiene que ser el público. Se parte de la premisa que si eres un buen oyente también serás un buen orador.

El mensaje

Antes de construir cualquier contenido, debes tener claro que quieres contar y a quién te diriges. Cuando identificas al público puedes estructurar con mayor propiedad el mensaje. De esta manera, la información puede ser más técnica o más digerible para cualquier tipo de persona que desconoce del tema.

Evaluar la compresión del mensaje

El coach juega un papel muy importante durante el entrenamiento en este punto, ya que hace de receptor del mensaje. Si el mensaje está claro se comprenderá sin problemas, de lo contrario hay que reestructurarlo.

También durante las sesiones de oratoria el coach enseña al cliente estrategias para evaluar al receptor. La idea es alcanzar el objetivo de que el público comprenda la información que el emisor quiere transmitir.

Ser directos como oradores

En las sesiones de oratoria también se aprenden a captar la atención del público. La finalidad, es ayudar al coachee a expresar las ideas más importantes y no divagar durante su discurso. La claridad y concreción  en lo que decimos determina que el público capte la información y al mismo tiempo esté atento.

Sesiones de oratoria en El Trampolín

Con El Trampolín aprenderás hablar en público de forma fácil y personal con coaches expertos en comunicación con muchos años de experiencia y una gran formación. Son sesiones con una duración de 55 minutos y el número de sesiones lo determinan conjuntamente el cliente con el coach. Desde la primera sesión de oratoria empezarás a sentir y ver tu mejoría  y ganar esa confianza que se necesitas para hablar en público. 

Nuestro equipo se centra en que cada persona gane la confianza que necesita como orador. Además, aplicamos técnicas de Programación Neurolingüística e Inteligencia emocional para conseguir mejores resultados en el menor tiempo posible.

Se trabaja en conjunto tanto la estructura de contenido y el estilo del orador. Por todas estas razones, si tienes problemas para hablar en público nuestras sesiones de oratoria te pueden ayudar.

,

Sesiones de coaching individual para lograr nuestras metas

Con las sesiones de coaching individual afrontas tus miedos

Las sesiones de coaching individual generan una relación entre coach y coachee con la finalidad de que se obtengan resultados esperados. Además, dirige al participante con ciertas herramientas a que tenga un solo norte y así, no abandonar la meta.

Por lo general, las sesiones buscan mejorar algunos aspectos de nuestras vidas. Por ejemplo, nos ayuda a definir el sentido de la vida, a vencer nuestros miedos, tomar decisiones, entre otras. Entonces, nos damos cuenta que podemos contar con apoyo de estos expertos tanto para lo personal como profesional.

Sesiones de Coaching Individual

¿Cómo funciona este proceso?

El coach emplea como principal herramienta la conversación son su coachee. El modelo de conversación de coaching parte del arte de escuchar, de sentir, de recapitular y transmitir nuevos significados. En definitiva, busca que el coachee se enfoque en aceptarse y reconocer la vida como ella es.

En las sesiones de coaching individual se formulan preguntas poderosas que invitan al coachee a reflexionar. De esta manera, la persona identifica su debilidad, fortalezas, pensamientos saboteadores y comportamientos. Además, se enfoca en mejorar sus habilidades, prevalece en los valores y establece los objetivos. Esto es el primer paso para alcanzar el cambio que se requiere en la contribución del desarrollo profesional y personal del cliente.

Durante el coaching se estimula al participante a lo siguiente:

  • Que identifique sus valores esenciales.
  • Demuestre una postura de respeto a su integridad como persona y aprenda a valorarse.
  • Se busca que el coachee sueñe despierto con una visión de futuro alcanzable.
  • Permite que el cliente se enfoca en la acción para lograr ese futuro deseado.
  • Motiva a que el coachee se centre en los objetivos.

De igual manera, el coach aprovecha para impartir los principios absolutos de coaching como:

1.- Dejar de juzgar

Para poder seguir las estrategias y lograr los objetivos del coachee, es necesario que comprenda que debe dejar de juzgar. Igualmente, el coach al conversar abandona los juicios de valor y respeta las percepciones de su cliente. Es decir, crea un ambiente de respeto ante su receptor.

La idea es desde un principio crear conexión para buscar soluciones. El mismo coachee a medida que avanza las sesiones de coaching individual desarrolla su capacidad de decisión.

2.- Mirar hacia el futuro

Es fundamental que el coachee entienda en qué posición se encuentra y piense qué necesita para lograr su objetivo.

3.- Realizar diferentes acciones

Incentivar la ejecución de todas las etapas planificadas para alcanzar lo que se desea. El conocimiento nos ayuda a realizar las estrategias que contribuyen a formar el camino para llegar a la meta. En cambio, la práctica nos lleva a la transformación concreta de todos los pasos que tenemos que seguir.

Con la orientación del coaching el cliente tendrá la capacidad para accionar todo lo teórico en su día a día.

4.- Confidencialidad y ética

En este proceso se deben incentivar relaciones de confianza y compromiso. Por lo tanto, todo lo que comparte el cliente en las sesiones de coaching individual es confidencial. Además, el coachee tiene que comprometerse a mejorar consecutivamente.

5.- Establecer metas

Al finalizar cada sesión, el individuo está en la obligación de cumplir una meta para el próximo encuentro. De esta manera, el coach podrá evaluar los avances y la experiencia de su cliente.

Diferencias entre sesiones de coaching y consultas con un psicólogo

La mayoría de las veces nos confundimos y no sabemos a quién acudir.  Cuando vamos con un psicólogo, este profesional se centra en la vida de las personas, su mente y desequilibrios mentales.

El psicólogo se encarga de direccionar a su paciente a que se conozca, resuelva sus conflictos internos y mejore su conducta. También analiza el pasado del individuo para que en su presente lo enfrente y construya un futuro mejor.

Por el contrario, las sesiones de coaching individual se centran en apoyar a las personas en el desarrollo de sus actividades. Por otro lado, ayuda a identificar los aspectos a mejorar, los valores, comportamientos y determina objetivos a alcanzar.

Este proceso de coaching a través de preguntas reflexivas logra el autoanálisis transparente del cliente. Es decir, el coachee al ganar confianza podrá expresar sus problemas con más claridad. Por eso, el coach tiene que demostrarle al cliente que está en un ambiente seguro, así realizará todas las tareas.

Sesiones de coaching individual en El Trampolín

En El Trampolín combinamos PNL e Inteligencia Emocional para conseguir los resultados esperados. Por lo general, una sesión de coaching tiene una duración de una hora aproximadamente. El número de sesiones dependen de los objetivos que quieran lograr.

Con nuestro equipo puedes tomar sesiones de forma presencial y otras online todo dependen de tu tiempo. Toma en cuenta que cuando nos cuesta enfrentar nuestros miedos, salir de nuestras dificultades y alcanzar propósitos importantes para nosotros, dejamos de vivir.

En El Trampolín deseamos que tú reconozcas la situación actual en la que vives para que se produzcan los cambios esperados. Posteriormente a esto, se precisan los objetivos y por último desarrollamos un plan de acción. Si necesitas salir de tu zona de confort, busca apoyo con profesionales de coaching en el caso que no lo puedas afrontar solo.